<body><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d22569726\x26blogName\x3dpornostalgia\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dSILVER\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttp://pornostalgia.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3den_US\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://pornostalgia.blogspot.com/\x26vt\x3d-5226479062714746794', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script>

pornostalgia


"Rebaja, zapatos de bebe,
sin estrenar"


Hemingway segun Smith

AQUI...Nadia @ 25.3.08, ,




i beg you...
23.3.08

No se cuando me enamoré de la luna
Ni cuando decidí que era más bonito vivir en un eterno poema
En un cuento interminable donde solo nos marea la emoción, la buena emoción
Un mar interminable de sensaciones, experiencias sin sentido.
Me enamoré de la luna cuando cerré los ojos y sentí
Por primera vez sentí, engañada, y me dejé atrapar por la ilusión
La ilusión de vivir en mi propio libro, escrito por alguien más, que ciego se enamoró de mi sonrisa llena de lágrimas.
La luna marca el destino de los locos, cómplice del mar, los arrastra por agujeros de interminable cambio, donde nunca se repite una historia, solo vuelve al centro y voltea su mundo, si le dan un chance.
Te ruego luna que me des el cambio, arrástrame por el agujero que cambiará mis días y solo dejará tu luz para mis noches.
Bésame en la frente, besa mis párpados…. Te doy el chance.

playing: last flowers to the hospital - radiohead

AQUI...bess @ 23.3.08, ,




lost in my own thoughts....

AQUI...bess @ 16.3.08, ,




aunque a paty no le guste
7.3.08

La balada perdida de quien le hace cola al beso que nunca le darán, en medio de esta artificiosa escalera, me sabe a pura mierda. Estamos esperando, todos, una llamada de la cual depende nuestra vida, solo por esta noche, con dos opciones: o nos seguimos amargamos en unos peldaños en ruinas o vamos a tirar los pasitos pal lugar: todo depende de marcos. En lo que decide, buscamos una cerveza tras otra, Presidente claro, porque nadie bebe Brama vomito, no Bohemia, aunque sean mucho mas baratas. La gente nueva nos pregunta que haremos con nuestras vidas en paralelo... respondemos que nada... esperamos los contratos del cielo para ir a limpiar culos a Madrid, o neveras en Vigo... algo... algo que nos alegrará la vida, solo por unos meses. Luego de ahí, retornaremos al mismo estado, nos volverán a preguntar lo mismo y responderemos que esperamos a que nos caiga del cielo.... Esta claro... muy... así es como funciona la vida dentro de la burbuja, así es el amargo de los dulces, lo que se paga por un Conde sin ETA y sus bombas, por el Brugal tan barato... romo malo... es el pequeño costo que te deja dolor de garganta, apretando la quija. Y llega todo a un punto en que miramos con resequedad esta cotidianidad que rodeada, cerca, tan cerquitica del mar, se huele ese olor a pecao podrido. Un día nos va a arropar.

AQUI...Nadia @ 7.3.08, ,




oxitosina
4.3.08


…y cuando llegué a la cocina… imagínate que la Minu se había comido a todos sus hijitos. A todos!!!! me entró como una penaconasco... te juro que nunca había visto algo así: le dije. Para ponerle un poco de sabor a la cosa hasta se me aguaron los ojos, pero Andrés parecía que se había fumado la tarde entera con café y le importaba todo menos cosas con ojos. Y como sabes que fue Minu?: Preguntó después de una larga pausa en la que había estado mirando por la ventana. Porque la agarré saboreando una patita, una pequeña patita del gatito blanco. Te recuerdas? El más lindo: dije. Pausa. Seguía mirando por la venta. Y como sigue Minu?: preguntaba cada estupidez tras otra. Me dediqué a contestarle con monosílabos chiquitos y bajitos hasta hacerme tan invisible que pude escurrirme sin que se diera cuenta para dejarlo ensimismado en su mundo de su ventana de madera.

(Cocina I) En la cocina tomé un vaso de agua, respire, uno, entra, dos, sale, tres, entra, cuatro, sale, profundo. Los cuchillos y las naranjas estaban tan limpios que me dio por volver a sentarme a su lado, sin cuchillos ni naranjas claro, pero si con silencio y así permanecimos una hora completa mirando gente que pasaba por la calle, carros. Una hora sin decir mas!!! Hasta que al minuto sesenta y cuatro por fin abrió su boca para decir algo sobre los líos de las nuevas investigaciones de los dos gallegos fusilados por Franco, que una carta, que la descendencia y no se. Queeeee?: me sorprendí. O más bien pretendí hacerlo para que no se molestara. Lo mismo que él. Aunque considero que siempre hablo yo cosas importantísimas para estar fingiendo ese interés de payaso de circo ruso que no es ruso. Era completamente trascendental el crimen felino dentro del universo de los dos cuartos, cocina, sala comedor y dos baños y medio, un poco mas de noventa metros.

(Baño I) Respiro, uno, entra, dos, sale, tres… en fin que era absurdo seguir hablando con Andrés. Así que me preparé para ducharme. Bien, tomé la toalla recordando que mañana sería otro aburrido día de hacer nada esperando que él llegue a casa, como todos los días en los que ninguna actividad especial los ocupa; mañana no era el caso obviamente. Abrí la llave. Me deshice la tela. Entré. Y con el agua chocando en este cuerpo de mujer que no vomita después de comer sundays, se me empezó a olvidar todo: Andrés y sus chispeos, los restos de flores y changas los domingos al despertar, las vacaciones en la costa, las esperas interminables y los días de lluvia, la escena escalofriante de las patitas. Tomé el jabón y lo froté. Cerré los ojos para pensar, con la cabeza apuntando al techo. Escuché que desde fuera Andrés gritaba algo, que entraría conmigo o iba al mercado, no atendí bien. Fue entonces cuando sucedió lo que te he querido contar desde el principio. Muy lento todo y a la vez no lo pude detener: Al abrir los ojos y mirar abajo: PUF! Ahí estaba saliendo de entre las piernas, rojo, rojito, si lo vieras, tan tierno. Me incliné cuando terminó de bajar para ver como se integraba con el agua y las losetas, todo un homenaje a Wols. No tenía ojos, ni manos, mucho menos boca o pies pero se fue por el desagüe, tranquilamente, sin decir nada pero cantando. Lo vi marcharse tan campante como si… como si no quisiera que lo cargara por más tiempo; a reunirse con la mierda que corre por debajo de la ciudad. Y nada… así se marchó, y una penita en el bajo vientre comenzó a molestarme. No le dije nada a Andrés. No me atendí con el médico. Para qué?

AQUI...Nadia @ 4.3.08, ,